Razones por la que pasa de ti después de tener sexo: ten cuidado

Existen diferentes razones para que se dé esa circunstancia, algunas que te pueden convencer y otras que odiarás.

Muchas personas han sufrido el vacío que se siente cuando después de mantener una relación sexual con una persona por primera vez, desaparece como si no hubiera existido, sin dejar rastros. Lo que todo parecía genial, sintiendo no solo una atracción sexual sino también una situación agradable, se termina de girar en la otra dirección y sin explicación aparente.

Razones por la que pasa de ti después de tener sexo
Razones por la que pasa de ti después de tener sexo – dieta.com

Esta actitud se puede producir a una única razón o a una confluencia de factores. Desde una persona insegura que no se atreve a llamar hasta la que tiene miedo a que pueda ir la relación más allá y terminar en un compromiso. Algo que hace que la persona que sienta ese vacío se pregunte todas las variantes e incluso pueda llegar a sentir una falta de confianza en sí misma.

En estas cuestiones es mejor que no llegues a precipitar la situación, puedes darle tiempo para ver si se pronuncia y no procedas a ponerte en contacto con esa persona ni por vía telefónica ni por redes sociales o mensajes de WhatsApp. La imagen que le trasladará será la de una persona falta de confianza y poco madura. Al igual que también te tienes que preparar para que la otra persona solo quiera encuentros esporádicos, en el caso de que tú quieras algo serio.

Ignorar después de tener sexo es una práctica desagradable pero común

Encontrarse con un escenario donde las emociones le hayan superado puede ser algo normal para sentirse paralizado de cara a un nuevo contacto. O incluso la sensación de que la relación no fue todo lo satisfactoria que hubiera querido.

Ignorar después de tener sexo es una práctica desagradable pero común
Ignorar después de tener sexo es una práctica desagradable pero común – dieta.com

También tenemos que sopesar la idea de que la otra persona no tiene alcanzado un nivel de madurez propio para estas situaciones, algo que es más común de lo que imaginamos. Las responsabilidades emocionales son algunas veces complicadas de gestionar para muchas personas que no se encuentran preparadas.

Ya lo hemos comentado pero el miedo al compromiso es una de las principales causas. La libertad que tienen algunas personas y que quieren seguir disfrutando les cortocircuita de tal manera que incluso no pueden llegar a ser directos con la otra persona, especialmente porque sienta que tú querías algo más.

En el caso de que de que sea un hombre, los traumas que arrastran del pasado pasan factura en esas circunstancias. En ellos se pueden incluir hasta experiencias desagradables que hacen que no quieran ir más allá incluso de esa primera cita o de ese primer encuentro sexual.

Por último, otra que seguro que no has contemplado y que puede ser cruel es que ya tenga pareja. Es una razón para que no te preste atención y no vuelva a establecer el contacto que tu quieres.

Impostazioni privacy