El truco de los restaurantes para conservar el pan y que esté siempre delicioso

Si siempre te sobra pan pero no te gusta su sabor de un día para otro, te enseñamos el truco de los restaurantes para conservarlo delicioso. 

El pan se ha convertido en el acompañamiento favorito de nuestros platos. No importa si es carne, verduras, estofados o sopas, lo que no puede faltar en nuestras comidas es el pan. Este alimento es uno de los más consumidos en el mundo, solo en países como Turquía su consumo asciende a casi 200 kg al año. En lugares como España, Francia, donde la hogaza, el mollete o la baguette son tradición, es muy habitual comprarlo a diario para disfrutar siempre de su sabor recién hecho. Un error que aumenta el desperdicio de este alimento.

conservar pan truco sabor
El truco de los restaurantes para conservar el pan y que esté siempre delicioso. Dieta.com

Comprar el pan a diario conlleva un gasto mensual importante y además, contribuye al desperdicio de comida. Piensa en cuantas veces has ido a la tienda a por una barra sin haber gastado la del día anterior. O cuántas veces has tirado las sobras de pan porque se había quedado duro o con una textura demasiado blanda. Desechar alimentos no es nada beneficioso para la sociedad ni para el medioambiente. Puedes evitar esto conservando mejor el pan con un truco que hoy os traemos y que utilizan en los restaurantes.

Cómo conservar el pan para que mantenga su sabor y textura como el primer día

Los productos desechados suponen un gasto de recursos económicos, de energía y de suelo, entre otros, necesarios a lo largo de la cadena alimentaria. Un desperdicio que conviene minimizar de cara al cuidado del medioambiente. Se estima que junto a las verduras y frutas, el pan es uno de los alimentos más desperdiciados. Un manejo correcto de sus desperdicios puede reducir el incremento de los niveles de gases de efecto invernadero. Pero para ello es necesario aprender a conservar bien este alimento.

conservar pan truco sabor congelar descongelar horno
Cómo conservar el pan para que mantenga su sabor y textura como el primer día. Dieta.com

Para evitar ir todos los días a la tienda y aprovechar mejor este delicioso alimento muchas personas, incluidos los restaurantes, optan por congelar el pan inmediatamente después de comprarlo. Hacerlo así permite acotar los tiempos de su pérdida de sabor y textura. No obstante, es importante aprender a descongelarlo correctamente para que quede delicioso como el primer día.

La mejor forma es planificando, recuerda sacar el pan del congelador unos 30 minutos antes de descongelarlo en el horno o microondas. Pasado este tiempo puedes optar por hornearlo durante 10 minutos a 200ºC con el horno previamente precalentado a esa misma temperatura. Quedará igual de crujiente que el primer día.

Por otro lado, si no dispones de horno puedes elegir la manera más rápida de hacerlo: con el microondas. No quedará tan crujiente pero el proceso será mucho más corto. Solo tienes que envolver el pan en un paño limpio y húmedo y meterlo en el micro durante intervalos de 15 segundos hasta que quede totalmente descongelado.

Otras alternativas para evitar el desperdicio de pan es tostarlo para comer en el desayuno o con alguna salsa untada. También incorporarlo como ingrediente a alguna de tus elaboraciones o directamente hacer deliciosas torrijas o tostadas francesas. Con este versátil alimento hay para todos los gustos.

Impostazioni privacy