Huevos, mitos y realidad: hay un gesto que debes evitar para tu salud

El huevo es uno de los alimentos más cuestionados como valorados por los nutricionistas. Sin embargo, la ciencia los recomienda.

El huevo es uno de los más antiguos en la historia de la humanidad. En la actualidad, las cocinas de medio mundo siguen utilizándolo por sus virtudes y variedad.

Huevos, uno de los mejores alimentos.
Huevos, uno de los mejores alimentos. (Fuente: Agencia ANSA)
Dieta.com

Es, sin ninguna duda, uno de los alimentos más polémicos de los últimos años. Pocos son los nutricionistas, médicos o científicos que han desaconsejado su ingesta, pero han generado mucho revuelo en Internet y en las redes sociales. Por contra, miles de expertos en alimentación y en composición de los alimentos recomiendan que se coman habitualmente y a cualquier edad por sus múltiples virtudes.

Muchas virtudes y mitos

Una de las cuestiones más comprobadas con respecto al huevo es que la cantidad de micronutrientes que tiene es muy alta. Contiene un gran número de proteínas, grasas monoinsaturadas, fósforo, hierro, zinc, potasio, calcio, ácido fólico y vitaminas de tipo A, D, E, B3 y B12R. Una larga lista que permite al huevo luchar contra los perjuicios que se echan sobre él. Además, otra de las virtudes del huevo es que siempre está rico ya sea frito, pochado, hervido o a la plancha.

El huevo no contribuye al sobrepeso ni al aumento del colesterol por lo que no hay que agarrarse como un clavo ardiendo a la frase «sólo tres huevos por semana».  De hecho, entre uno y tres es la cantidad de huevos que recomiendan tomar los especialistas a lo largo del día. Al igual que la avena se le considera un superalimento y la mejor fuente de proteína animal natural.

Huevo batido antes de una receta.
Huevo batido antes de una receta. (Fuente: Agencia Ansa)
Dieta.com

Además, los huevos poseen colina y luteína. El primero es un nutriente que desempeña una función clave en el correcto desarrollo de las funciones del cerebro y el sistema nervioso. Por otro lado, la luteína se puede definir como un tipo de pigmento orgánico que contribuye a mantener una buena visión.

Sin embargo, sí que es importante no hervirlo con otros alimentos y muy aconsejable no lavarlos antes de usarlos por una sencilla razón. La cáscara del huevo puede contener bacterias que se filtren, mediante el agua y demás líquidos, al interior del alimentando contaminando la clara y la yema de salmonela o diversas enfermedades estomacales. Por último, sí que se recomienda guardarlos en la nevera para evitar su deterioro y que se pongan malos generando cualquier bacteria o microorganismo nocivo.

Impostazioni privacy